0
Productos : 0
Total : 0,00
Ver carritoPagar
Vanguardia
Tradición
Calidad
#1 en Albacete
Producto
Natural
Contacta Ya
0
Productos : 0
Total : 0,00
Ver carritoPagar

Mantenimiento de encimeras de granito

Cuidado de las encimeras

Uno de los mayores temores que la gente puede tener sobre la piedra natural es el mantenimiento que requiere. La dureza del granito es similar a la del diamante y esto hace que sea prácticamente impermeable a las abrasiones, las manchas y el calor. (Es importante notar que el granito no soportará el estrés de la temperatura, como las chimeneas, donde la piedra se expande y se contrae en un período muy corto de tiempo, pero las costuras evitarán grietas).

Usted vera que el cuidado de su piedra natural es fácil. El agua caliente, el líquido lavavajillas suave, y el paño limpio suave son generalmente todo lo que necesita mantener su superficie de encimera de granito. El mejor cuidado que puede darle a su piedra natural es el cuidado preventivo. Siguiendo algunas sugerencias, sus encimeras durarán toda la vida manteniendo una apariencia completamente nueva.

Pasos para tener una encimera duradera

Dale un mantenimiento diario.

  • Limpia la parte superior de la encimera utilizando un paño suave con agua tibia y unas cuantas gotas de detergente lavavajillas o detergente antibacterial.
  • Enjuaga la superficie totalmente con agua limpia y sécala con un paño suave.
  • Si derramas algo sobre tu encimera, sécalo con una hoja de papel toalla o un paño suave de inmediato. No frotes el área ya que esto podría esparcir el derrame.
  • Limpia el derrame con agua tibia y detergente y enjuaga completamente.
  • Seca el área con un paño suave. La piedra bien sellada no se manchará si limpias los derrames rápidamente.

No limpies con productos muy fuertes.

  • Cuando el granito se descuida, tienes que usar un limpiador muy fuerte y un desengrasante para retirar la tierra, la grasa y la mugre. Estos productos son muy concentrados y están diseñados para limpiar a fondo sin dañar la piedra. Es mejor que sigas las instrucciones del fabricante con mucho cuidado.

Quita las manchas.

  • Si hay una mancha que no sale fácilmente aunque sigas las instrucciones que ya se mencionaron para casos de derrames, puedes usar una mezcla de arcilla fina en polvo absorbente sin ácido que sirve para retirar las manchas de aceite, de grasa y de lechada de la piedra natural pulida o sin pulir. Esta mezcla puede opacar el brillo de la piedra pulida. Si esto ocurre tendrás que usar un pulidor de mármol para restaurar el brillo natural.

Cuándo debes usar un sellador.

  • No todas las encimeras de granito requieren un sellador según el Instituto del Mármol de Estados Unidos, pero podrían beneficiarse con un producto de calidad. La mayoría de fabricantes colocan un tratamiento de resina sobre el granito en la fábrica. El producto sellador dura unos diez o quince años y es oleofóbico (resistente al agua y al aceite o a los tintes a base de aceite). Una vez que se ha sellado bien, la piedra será más resistente. Por favor, revisa las instrucciones específicas del fabricante.
  • Limpia la superficie totalmente (retira cualquier mancha) y deja que la piedra se seque por varias horas. Luego, aplica sellador sobre la superficie.
  • Esparce el sellador sobre la encimera con una hoja de papel toalla, una brocha de espuma o un trapo. Deja que el sellador penetre de 5 a 10 minutos (si el sellador se absorbe totalmente en 5 minutos, agrega más). Después de 5 o 10 minutos seca cualquier resto de sellador, pule la piedra seca con un paño tejido limpio y deja que se seque por 12 horas antes de usar la encimera. Asegúrate de que el lugar donde trabajas esté bien ventilado.

Evita la exposición prolongada a temperaturas extremas.

  • Las ollas calientes no dañarán la superficie; sin embargo, los cambios extremos o constantes de temperatura podrían dañar la piedra. Evita dejar sartenes calientes sobre la encimera por largos períodos de tiempo, en especial durante el invierno.

Usa trébedes o alfombrillas debajo de objetos de cerámica que puedan arañar la superficie.

  • Aunque el granito es muy resistente a los arañazos, es mejor que no cortes directamente sobre él. Usa una tabla de picar.